Y a ti, ¿quién te conoce?

Hay personas muy osadas que dicen “quien no está en Internet, no existe” (entre los que me encuentro), pero los hay más atrevidos todavía asegurando que “el que no está en Google, no existe” (entre los que también me encuentro). Quizás pueda parecer una exageración, pero si lo analizamos con un poco de detalle, veremos que hay mucha razón entre quienes hacen estas afirmaciones.

Hay dos grupos de personas que podrían no estar en la red; un primer grupo sería el de empresarios como Amancio Ortega (Inditex) que se lo pueden permitir, eso sí, a nivel personal, ya que sus empresas sí están en Internet, incluso Zara ya vende on line. El segundo grupo lo compondrían aquéllos que quieren pasar desapercibidos a nivel profesional y empresarial, que los hay, y a los que su anonimato en la red no les hace casi daño. Pero quitando estos dos grupos, los profesionales, los empresarios y las empresas, o aparecen en Google y Facebook, o corren un serio riesgo de desaparición de la escena, lo que les llevaría a morir de inanición.

Los primeros de la clase
Un reciente estudio realizado en Estado Unidos revela que los usuarios ya pasan más tiempo en Facebook que en Google. Ese dato podría llevarnos a decir “el que no esté en Google o Facebook no existe” (lo que de momento suscribiría). Si todavía vamos más lejos, podríamos pensar que no sólo basta estar en esos sitios, sino que además debemos conseguir una posición privilegiada (posicionamiento web), ya que lo usuarios ven dos o tres pantallas y ya se cansan, por lo que debemos conseguir ser de los primeros de la clase.

Últimamente en mis cursos hablo mucho de marketing personal y visibilidad, y es que me he dado cuenta de que las técnicas de marketing tradicionales todavía funcionan en Internet. Los comerciales hacían visitas de refuerzo a sus clientes para que no se olvidaran de ellos y hoy en día se utiliza el correo electrónico y las redes sociales para conseguir ese efecto.

Redes profesionales
Aunque Facebook es la red social por excelencia, no es quizás la mejor orientada a todas las actividades profesionales y empresariales, aunque ya las empresas la utilizan para ganar presencia, comunicarse con sus clientes e incluso poner publicidad eligiendo el público objetivo con un nivel de detalle impresionante. Pueden decir que quieren que sus anuncios los vean personas de género femenino, entre 35 y 50 años de Valladolid y alrededores a los que les guste el color verde y la música de Mike Oldfield (que por supuesto suscribo también). Las dos redes profesionales más importantes son Linkedin y Xing, estando la primera mucho más desarrollada que la segunda. En estas redes sólo y exclusivamente se busca relación profesional y empresarial, dejando de lado la parte lúdica que sí tiene Facebook. Si todavía no estáis en ellas os aconsejo que lo hagáis, ya que en caso contrario estaríais en franca desventaja con los que ya formamos parte activa de ellas. Si os animáis y os unís, espero que me agreguéis como contacto y os podré ir guiando en las bondades del sistema.

Os propongo una prueba, buscar media docena de profesionales que conozcáis en Google, comprobaréis que aparte de sus páginas personales, si las tienen, a continuación encontraréis sus perfiles en Facebook, Linkedin y XIng, y puede que alguna publicación en boletines oficiales de multas, sanciones y cosillas de ésas, que de todo hay.

Vencer prejuicios
Existen todavía muchas personas que tienen un miedo atroz a poner sus datos en Internet, pero ¿miedo a qué?, ¿a vender?, pero si es lo que perseguimos todos los profesionales y empresarios. Parafraseando a una película de Sydney Pollack, podríamos decir, “vended, vended, malditos”, ya que es el objetivo que se pretende conseguir, los profesionales venderse a sí mismos y los empresarios, pues también.

Podemos emplazarnos para dentro de cinco años, a ver si tengo o no razón, pero si la tengo podría ser demasiado tarde.

Publicado originalmente en http://www.castillayleoneconomica.es/blogs/tecnologia-para-principiantes/y-ti-%C2%BFqui%C3%A9n-te-conoce

Anuncios

2 comentarios

  • Pingback: Tweets that mention Y a ti, ¿quién te conoce? « TICs y Formación -- Topsy.com

  • Hola Alfredo! Muy buenos tus artículos, gracias por compartirlos. Sólo un comentario a éste en particular: yo creo, y en particular me pasa que siempre me queda el resquemor de la poca seguridad que hay en internet en relación a dejar tus datos. Como bien sabes, cualquier persona puesta en conocimientos de IT puede saber hasta el último clik que has dado y puede saber que páginas estás visitando. Por suerte o desgracia (depende como se mire), los servidores de las aplicaciones son propiedad de empresas muy muy importantes, y además ese servicio de las aplicaciones esta mantenido por seres humanos.
    A pesar de todo esto que comento, estoy dada de alta en muchas redes sociales, muchas de ellas las he dejado de lado. En resumen soy una adicta a internet!

Deja un comentario